viernes, 21 de diciembre de 2007

Estados Unidos cada vez da más miedo....

Cuando los medios empiezan a apoyar las formas de barbarismo abiertamente, es decir, que en el discurso público se torna aceptable el chauvinismo y la tortura como formas de enfrentar a la inmigración y el terrorismo, entonces las cosas van mal. Al menos esto es lo que me sugiere estos dos videos que verán a continuación.

El primero es el de un ex veterano de guerra en la guerra del Vietnam, que se indignó al ver que un inmigrante pusiera la bandera de México a ondear por encima de la "old glory". Furioso y filmando su acto, baja la bandera, la corta y se la lleva consigo jurando que no "va a devolverla". El video fue enviado a un noticiero, quién no mostró ningún molestia por el robo y la intimidación a la que fue sometida el inmigrante, y en cuya nota se limitaron a señalar, mintiendo además, que tener la bandera mexicana sobre la americana era "ilegal". (Agradecimiento a Charles Johnson por el dato)

El segundo video es es Bill O´Reilly justificando la tortura de los detenidos por terrorismo, por razones de "seguridad nacional". Lo más triste es que O Reilly discute con un abogado que se opone a semejante forma de barbarismo, pero que al final se queda callado, casi que una resignación estoica. (Dato gracias a The Osterley Times)




miércoles, 19 de diciembre de 2007

Algunas lecturas recomendadas de fin de año

1) Interés privado y acción pública del economista Albert Hirschman. El libro es un ensayo extenso sobre las motivaciones que llevan a la gente de la vida privada y a la vida pública, y de su deambular cíclico entre ambas.

2) The Sicilian Mafia: The business of private protection, del sociólogo Diego Gambetta. Ya un clásico, y muy útil para pensar lo que ha pasado acá tanto con la mafia como con los paramilitares, aunque sean casos distintos.

3) Un par de ensayos por Murray Rothbard y del economista Jesús Huerta de Soto delineando algunas diferencias entre la economía neoclásica tradicional y la escuela austriaca. El de Rothbard es un ensayo sobre Milton Friedman, y aunque admito que mucho de la terminología económica no me es del todo clara, muchas de las críticas fundamentales son claras para los no economistas, incluida la acusación fundamental de que Friedman no era sino otro Keynesiano más. El de De Soto es una comparación metódica entre ambas escuelas. Afortunadamente no todos los “neoliberales” son iguales y no todos son “neo” definitivamente.


martes, 18 de diciembre de 2007

Más sobre la palma africana

El primero es un video sobre el modelo de cultivo y sus consecuencias para el medio ambiente. entre otras cosas. El segundo es un pequeño documental realizado por la diocesis de Quibdó sobre el cultivo de la Palma y de como los palmeros en conjunción con paramilitares están desplazando a gente en el Chocó y de como despúes usan a los desplazados como mano de obra para su negocio. Valen la pena.



domingo, 16 de diciembre de 2007

Palma Africana, violencia, desplazamientos y resistencia

Fragmento de un documental con testimonios muy dicientes sobre el robo sistématico cometido por latifundista, empresas cultivadoras de palma y paramilitares en complicidad con el Estado colombiano, en el departamento del Chocó. Tanto tierras comunales como privadas están siendo robadas y sus dueños desplazados o asesinados, en nombre del proyecto agrícola del Estado y los matones a quienes sirve.



Cortesía de la gacetilla

sábado, 8 de diciembre de 2007

Cuando la historia no sirve para nada

Definitivamente hay cosas en que apelar a argumentos históricos no sirve para absolutamente nada. Tomemos como ejemplo el debate en los Estados Unidos entorno a los derechos de los homsexuales - para casarse específicamente - que se ha visto avivado por una serie de argumentos históricos en torno a la cualidad legal del matrimonio. Una reciente columna en el New York Times de la historiadora Stephanie Cootnz al respecto, inicia con una pregunta y responde a otra: “WHY do people — gay or straight — need the state’s permission to marry?” para luego proceder a llenarnos de ejemplos históricos de como el matrimonio era una actividad libre de la interferencia estatal hasta entrada la edad moderna. El artículo suscitó la respuesta de los conservadores, en voz está vez Michael Fragoso – un estudioso del medioevo de Princeton-, en el que trata de negar la veracidad histórica de los puntos de Cootnz.

Tras de llegar a la dudosa conclusión de que entre más estaba relacionado el matrimonio con el estado, “más libertad tenían los hombres y las mujeres”, y de racionalizaciones repugnantes sobre la naturaleza de las restricciones estatales sobre los matrimonios (“para proteger a las mujeres de los bigamos desvergonzados….”), Fragoso, al igual que Cootnz, no nos responden la pregunta inicial “¿Por qué se necesita permiso del estado para casarse?”. Decir que las restricciones estatales al matrimonio no existían o existían a lo largo de la historia, no prueba absolutamente nada. Es como preguntarse por la validez de la institución de la esclavitud, y luego tratar de dirimir la cuestión analizando si los Estados han permitido a lo largo de la historia la existencia de esta (además adivinen que posición terminaría ganando….). La variación utilitarista que Fargoso trata de introducir en su argumento, “para proteger las mujeres…” “para ampliar nuestros derechos" [restringiéndolos], es sospechosamente hipócrita para un conservador que muy seguramente cree en una teoría deontológica o absolutista de la moral y los derechos; además, como todo buen utilitarismo, es incoherente. En el peor de los casos, si Fargoso tuviera razón, nos estaría diciendo que en efecto el Estado ha controlado, mayoritariamente en la historia, la vida de las personas con respecto a su derecho a casarse y escoger pareja. Lo que no nos ha dicho es que justifica éticamente dicha interferencia….