sábado, 25 de agosto de 2007

Para que no se me olvide

Ya sé que es viejo, pero no había tenido de mirar este video que salió hace ya más de un mes. La pregunta es ¿Si Carlos Gaviria saliera en un video estrechándole la la mano en una reunión política a un comandante de frente de las FARC, y este además le manifestara su apoyo, no estarían gritando a los cuatro vientos -aún con más fuerza de lo que ya hacen- que el Polo y sus líderes son aliados de la guerrilla? ¿No pedirían su detención inmediata? Es increíble que no haya pasado nada en este país con un video como este, cuando los estándares que usan los que detentan el poder, habrían producido resultados completamente distintos si la situación hubiera sido a la inversa.

No hay comentarios: